Os informamos de que desde este lunes pasado han comenzado las obras en el templo de la parroquia, por lo que la celebración del culto (Eucaristía, exposiciones del Santísimo, confesiones…) se traslada a los salones de abajo.

Se accede por la entrada de la Calle Orense, y una vez se bajan las escaleras hay que entrar por la puerta de lo que era el salón blanco (lo tenéis indicado, no habrá problema).

En principio, estaremos funcionando así hasta el mes de octubre. Os pedimos paciencia y comprensión, pero estamos seguros de que el esfuerzo merecerá la pena.

Templo abajo