La Iglesia de Madrid sigue abierta y acompañando a sus fieles en sus casas. Por ello, ante las dificultades generadas por el Estado de alarma, ha creado una serie de servicios para facilitar su situación y hacerse presente en su vida diaria.

Si tienes dudas ponte en contacto con tu parroquia más cercana o con tu comunidad cristiana de referencia